Lunes, 21 Diciembre 2020 12:10

Un dólar a la baja, todo lo que hay que saber

Las últimas semanas la constante caída del precio del dólar ha alarmado a unos y alegrado a otros. Y es que uno de los termómetros de la economía mundial es el dólar, la moneda franca de medio mundo y uno de los estándares occidentales en cuanto a la apreciación y depreciación de una moneda (cuando deja de valer o vale una moneda) 

 

one dollar

 

Desde que Joe Biden, ganó los comicios presidenciales de Estados Unidos en noviembre, pese a las maniobras legales y acusaciones sin fundamentos que promueve el actual presidente y perdedor de los comicios, Donald Trump; los mercados han mostrado una mejora y optimismo que ayudó a restarle presión a la moneda. Un mercado que se ha visto varias veces contra las cuerdas debido a las erráticas medidas del republicano Trump, que han menoscabado la reputación de Estados Unidos como un socio comercial serio, responsable y estable. Lo que llevó en su tiempo a medidas por parte de las principales potencias del país. El proteccionismo, la guerra comercial, los aranceles injustificados, el retiro de importantes pactos y tratados, así como gobernar por Twitter, le costaron a la Unión Americana mucho de lo que había recuperado de sus últimas crisis económicas, políticas y sociales. Pero a medida que se afianza la victoria del demócrata Biden, las perspectivas mejoran y los ex socios y socios actuales de Estados Unidos confían en un futuro mandato menos volátil, impredecible y más ajustado al rol de EE.UU como potencia mundial. 

La llegada de buenas noticias a principios de noviembre, también con la llegada de importantes vacunas, que según las casas farmacéuticas superaban el umbral de éxito para ser avaladas y puestas en el escenario mundial, también ha logrado relajar al mercado, marcando un reinicio en las operaciones comerciales que quedaron ampliamente pausada desde febrero – marzo de este año. Aunque como han anunciado todos los organismos, la recuperación económica tardará entre 3 y 6 años, dependiendo de la salud de la economía, capacidades de inversión y apalancamiento, población afectada por la pandemia, etc. 

Ahora bien, los precios más bajos del dólar, también son un problema para los exportadores de bienes y servicios, ya que el margen de ganancia se reduce considerablemente y por supuesto, sus expectativas en cuanto a una recuperación del sector apalancado en el dólar, por ahora se queda en planes. Lo que por supuesto, también afecta al sector petrolero, de dónde economías dependientes de los ingresos por este activo, se verán afectadas en la medida que tengan que replantear su nivel de gasto e inversión actual y futuro, de acuerdo a las proyecciones de un dólar más estable, menos volátil y más a la baja. Por supuesto Colombia, un gran exportador de materias primas, tendrá que hacer frente a este nuevo ajuste del mercado para equilibrar la pérdidas de valor de la divisa estadounidense, frente a un debilitado peso colombiano. 

Habrá trabajo para el 2021; y este será tal vez, el cierre de año más agitado de los mercados contemporáneos, el reto será mantener todo en un balanza, hasta que el fantasma del Coronavirus haya desaparecido del escenario global.